El COPC elabora un conjunto de recomendaciones para ejercer la psicología durante el estado de alarma causado por el Coronavirus

16-03-2020   |  Barcelona

El comunicado está dirigido a los profesionales de todos los ámbitos de la psicología.

Atendiendo a lo dispuesto en el Real Decreto 463/2020, de 14 de marzo, por el que se declara el estado de alarma para la gestión de la situación de crisis sanitaria ocasionada por el COVID19, el Colegio Oficial de Psicología de Cataluña quiere hacer una serie de consideraciones relativas al ejercicio profesional de la psicología durante la vigencia del estado de alarma.
 
El Real Decreto no establece restricciones para que las y los profesionales de la psicología puedan acudir a sus puestos de trabajo ni ha decretado el cierre de las consultas o centros. Sin embargo, sí que limita la libertad de circulación general de las personas, lo que puede impedir que los usuarios que estén atendidas puedan concurrir a sus citas, con la excepción de los desplazamientos a centros sanitarios. Por lo tanto, hay que distinguir dos supuestos:
 
 
1. Centros y consultas de psicología clínica y psicología general sanitaria autorizados por el Departamento de Salud de la Generalidad de Cataluña.
 
Los centros y consultas sanitarias pueden permanecer abiertas y sus usuarios / usuarias no se ven afectados por la restricción de movilidad recogida en el Real Decreto, dado que este contempla la posibilidad de asistir a centros, servicios y establecimientos sanitarios.
 
Sin embargo, el Colegio Oficial de Psicología de Cataluña recomienda fuertemente:
 
  • Evitar las visitas presenciales y buscar otros canales de atención al usuario: teleasistencia, atención telefónica, canal escrito. En este sentido, el COPC colaboró ​​en la redacción de la Guía práctica de la telepsicología, un conjunto de recomendaciones muy útil en el contexto actual que puede consultar en este enlace.
  • En todo caso reservar las visitas presenciales para casos urgentes y de difícil abordaje telemático.
  • Suspender las reuniones de equipo, especialmente, las de más de 6 personas.
  • Suspender las intervenciones grupales.
  • Suspender la atención directa en caso de estar embarazada.
  • Evitar, en la medida de lo posible, las visitas domiciliarias y los viajes.
  • Mantener, en cualquier caso, una distancia de seguridad de al menos 1 metro entre las personas.
  • Preguntar a las familias antes de concertar visitas si hay algún miembro de la familia con algún tipo de gripe o afectación.
  • Lavarse las manos después de cada visita o entrevista, con agua y jabón o desinfectante de manos.
  • No saludar o despedirse de las personas atendidas dando la mano, ni hacerlos abrazos o besos.
  • Mantener ventilado, en la medida de lo posible y frecuentemente, el espacio de trabajo (recibidor, sala de espera, consulta o despacho).
  • Reforzar la limpieza de los espacios de trabajo.
  • Forrar con papel los brazos de butacas u otros elementos que puedan usar los pacientes-clientes para acomodarse durante la visita.
 
 
2. Centros y consultas de psicología no sanitaria.
 
Los centros y consultas de psicología no sanitaria pueden permanecer abiertas pero sus usuarios / as están limitados en su libertad de circulación para acudir.
 
Teniendo esto en cuenta, el Colegio Oficial de Psicología de Cataluña recomienda fuertemente:
 
  • Suspender toda la atención presencial y buscar otros canales de atención al usuario: teleasistencia, atención telefónica, canal escrito. En este sentido, el COPC colaboró ​​en la redacción de la Guía práctica de la telepsicología, un conjunto de recomendaciones muy útil en el contexto actual que puede consultar en este enlace.
  • Suspender las reuniones de equipo, especialmente, las de más de 6 personas
 
Cabe destacar que todos aquellos psicólogas y psicólogos que trabajen por cuenta propia y valoren insuficientes estas medidas de protección tienen el recurso de aplicar criterios propios. Por otra parte, hay que recordar también que los profesionales sanitarios -psicólogos y psicólogas incluidos- sí han recibido unas instrucciones específicas, que se pueden consultar en este enlace.
 
Las presentes recomendaciones no sustituyen las directrices específicas que den los estamentos públicos sobre dispositivos asistenciales, sanitarios o no, que estén bajo su responsabilidad.
 
Por último, toda la información, que con carácter general puede ser útil a la ciudadanía para la gestión de la actual alerta sanitaria se actualiza en esta página web de preguntas y respuestas de la Agencia de Salud Pública.
 
 
  Etiquetas: COPC , Institucional

Suscríbete a nuestro boletín on-line Mantente informado con todas nuestras novedades